El Cambio Climático

Cambio climático

Cambios de la temperatura superficial proyectados para finales del siglo XXI si no se reducen las emisiones de gases de invernadero. Todas las variaciones de temperatura están referidas al valor promedio del período 1980-1999.

Dr. Juan Carlos Sánchez

El cambio climático es la variación estadística del estado medio del clima o de su variabilidad, que se mantiene durante decenios o siglos. El cambio climático se puede producir debido a procesos naturales, o ser inducido por las actividades humanas que emiten gases que alteran la composición de la atmósfera. En los últimos decenios, se han realizado numerosas observaciones científicas, principalmente de variaciones en las características físicas de la atmósfera, el derretimiento generalizado de la nieve y el hielo, el aumento global del nivel medio del mar y cambios en el comportamiento de la fauna y la flora de varias partes del mundo que demuestran que actualmente está ocurriendo un cambio climático. 

 

Uno de los argumentos más convincentes es que, conforme al 4to Informe de Evaluación del Clima elaborado por el Panel de Expertos en Cambio Climático de Naciones Unidas, se ha comprobado que el aumento de la temperatura media del planeta ha sido de 0,74 ºC entre 1906 y 2005. Los modelos matemáticos del clima han permitido además estimar que — si se produce un aumento de las emisiones mundiales de gases de invernadero de entre 25% y 90% entre 2000 y 2030 (lo cual supone que los combustibles de origen fósil mantendrán su posición dominante en el consumo mundial de energía hasta 2030) — la temperatura media mundial va a aumentar aproximadamente 0,2 ºC por década, y el sistema climático mundial experimentará numerosos cambios muy probablemente mayores que los observados durante el siglo XX. Si a partir de 2030 las emisiones de gases continúan aumentando sin control, la temperatura media del planeta puede alcanzar hacia finales de siglo valores de hasta 6,5 ºC, lo cual induciría un cambio drástico en los ecosistemas con impactos económicos y sociales muy adversos. 

Al mismo tiempo cabe destacar que estamos sujetos a cierto grado de cambio climático debido a las emisiones pasadas hoy acumuladas en la atmósfera. El clima no responde inmediatamente a las emisiones y, por consiguiente, ha de seguir cambiando durante cientos de años, aún cuando las emisiones de gases de efecto invernadero se reduzcan y los niveles de contaminación de la atmósfera dejen de aumentar. 

Algunos efectos importantes del cambio climático, tales como los aumentos previstos del nivel promedio del mar, llevarán incluso más tiempo para manifestarse en toda su extensión. 

El clima varía naturalmente (variabilidad climática), lo que hace difícil identificar y separar los efectos debidos a los gases de efecto invernadero. Sin embargo, la disponibilidad actual de un conjunto cada vez mayor de datos permite tener una visión más clara del calentamiento mundial. Por ejemplo, las pautas de las tendencias de temperatura en los últimos decenios se ajustan totalmente a las del calentamiento por gases de efecto invernadero previstas por los modelos matemáticos, y es muy poco probable que estas tendencias obedezcan completamente a las causas conocidas de la variabilidad natural del clima. 

El cambio climático va a tener un efecto significativo en el medio ambiente mundial. En general, cuanto más rápido cambie el clima, mayor será el riesgo de daños. Se prevé que el nivel medio del mar pudiese llegar a aumentar entre  21 y 48 centímetros para finales de siglo, pero esta proyección aun no tiene en cuenta los efectos de los cambios del flujo de los mantos de hielo, por lo cual el aumento pudiese ser mucho mayor. Ello causaría inundaciones en las zonas de tierras bajas, entre otros daños. Otros efectos incluye el aumento de las precipitaciones mundiales y cambios en la intensidad y frecuencia de los episodios o eventos climáticos extremos (lluvias copiosas, tormentas y olas de calor). Las zonas climáticas podrían desplazarse hacia los polos, perturbando bosques, desiertos, praderas y otros ecosistemas y a las especies que en estos habitan, algunas de las cuales se extinguirán. 

Las afectaciones a los patrones de precipitaciones y evaporación repercutirán también en los recursos hídricos. 

Todos estos fenómenos negativos van a afectar a las actividades económicas, a los asentamientos humanos y la salud humana. Las poblaciones pobres y menos favorecidas son las más vulnerables a las consecuencias negativas del cambio climático y, por tanto, son las que más sufrirán sus efectos si no se reducen las emisiones de gases.

~ por makeoilgreen en 06/03/2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: